fbpx
Skip links

Recomendaciones para solucionar los problemas de tus chapas

Los problemas surgen cuando menos lo esperamos, también esto puede pasar con nuestras puertas, cerraduras y llaves que un día pueden estar bien y al siguiente deciden dejar de funcionar como deberían. La reparación de éstas puede ser un poco molesto para algunos ya que, como lo vimos en el artículo sobre consejos para conseguir un buen cerrajero a domicilio, se tienen que tener en cuenta varios aspectos antes de hacer una contratación de cerrajería.

Por esto mismo comprendemos que algunas personas prefieran evitar la contratación de un cerrajero a domicilio si se trata de problemas sencillos que ellos puedan solucionar por sí mismos.

Sin embargo, aunque hay algunas reparaciones que sí se pueden hacer fácilmente, para no poner en riesgo la funcionalidad de la cerradura, te vamos a dar una serie de recomendaciones para que puedas resolver sin problemas los obstáculos que te pone tu chapa y seas cerrajero por un día.

Mi chapa tiene problemas… ¿qué hago?

Te recomendamos que, primeramente, antes de que comiences a desinstalar tus chapas, te tomes un respiro, ya que las cosas con calma se hacen mucho mejor. Una vez que estás con la tranquilidad suficiente, continúa con la lectura de nuestros consejos para que obtengas la información que requieres y ahora sí, manos a la obra.

1.- No entra la llave en la cerradura

Las copias de llaves algunas veces llegan a generar problemas a la hora de insertarlas en el cilindro de la cerradura, si la llave con la que estás intentando hacer la apertura de chapa es un duplicado nuevo, entonces lo más seguro es que las asperezas sean las causantes del problema.

Trata de revisar tu llave y si en la sección dentada tiene algunas partes que impiden el paso libre, entonces líjalas con delicadeza sin dañar la combinación para que la llave no quede inservible. Con el uso también se retiran por sí solas estas imperfecciones, así que dale tiempo para que la llave se adapte a la cerradura. 

Las cerraduras obstruidas también pueden ser la causa de que no sea posible insertar la llave; observa si en el orificio no hay algún objeto pequeño que sea el que impida la apertura de la chapa, en caso de que sí haya algo atascado, con unas pinzas pequeñas trata de removerlo. Si no tienes éxito, la única opción sería que contrates un cerrajero a domicilio que te ayude a hacer la reparación de la cerradura.

2.- ¿La puerta se abre sin esfuerzos?

Pueden haber casos en los que las cerraduras están tan flojas que ya no dan resistencia a la hora de abrir aunque no se utilice la llave. Esto ocurre con las cerraduras viejas a las que no se les dio el mantenimiento adecuado; si tienes un problema de este tipo ten mucho cuidado y haz la reparación de chapas de inmediato porque puedes poner en riesgo tus bienes y a tu familia. 

Lo que puedes hacer en esta situación es ver si hay algo en el interior de la cerradura que ya esté dañado, si es así entonces tu solución más favorable será que hagas una instalación de chapas nueva. 

Si tu cerradura no es tan vieja y no tiene ningún elemento dañado lo más seguro es que sólo requieras ajustar alguna de sus partes con ayuda de un destornillador.

3.- La apertura de la chapa no funciona 

Una primera recomendación para un caso como éste es que revises si estás utilizando la llave que le corresponde a la cerradura. Puede que este consejo sea un poco obvio, pero sabemos que muchas veces por las prisas o el montón de llaves que tenemos en el llavero podemos llegar a confundir las llaves de puertas distintas.

Cuando confirmes que no es un problema de la llave entonces quizás la cerradura tiene algún defecto en su interior que es lo que no permite que se abra la puerta. Normalmente éstas también requieren de mantenimiento, por lo que, si al momento de intentar la apertura de la chapa sientes que hay mucha resistencia, puede ser que la suciedad del interior sea obstáculo para que la cerradura funcione adecuadamente. 

Con las herramientas que tienes en casa y si cuentas con un conocimiento básico en cerrajería, intenta desinstalar con cuidado la cerradura para limpiar el polvo acumulado que es el que impide abrir la chapa con normalidad. En caso de que no tengas las herramientas necesarias mejor no te arriesgues y pide ayuda a un cerrajero profesional para que te ayude a reparar la cerradura.

4.- La llave se atascó en la cerradura

Lo peor que puede ocurrirle a alguien con mucha urgencia de salir o entrar a algún lugar es que al momento de abrir la cerradura se atasque la llave. Lamentablemente esto puede ocurrirle a cualquiera, por lo que si esto te pasó a ti, no olvides nuestra primera recomendación y ten paciencia para que puedas sacar la llave sin problemas. 

Intenta mover de un lado a otro y de arriba a abajo la llave que está atascada, de esta manera la llave se irá aflojando lentamente hasta que pueda salir por completo de la cerradura.

No intentes aplicar mucha fuerza a los lados de la llave ya que lo único que puede resultar de esto es que la llave se rompa y quede obstruyendo la apertura de la chapa. En este caso será mejor que le dejes el paso libre a los cerrajeros a domicilio para que hagan la reparación de chapas o instalación de un nuevo equipo.

Una vez que consigas retirar la llave recuerda que tienes que revisar las condiciones de ésta para ver si tiene alguna ruptura que sea la razón por la que se atore en el orificio. Si no está en buenas condiciones es mejor que hagas una copia de llaves para que no te vuelva a pasar esto en el futuro.

5.- No puede girar la llave dentro de la chapa

Si insertaste una llave en la cerradura y ésta no da vuelta, quizás sea porque es una llave de otra puerta pero que tiene el mismo modelo de chapas que la que intentas abrir. Revisa con atención si no estás confundiendo las llaves, ya que ésta puede ser la razón por la que no puedas hacer que funcione la cerradura. 

También podría ser que, si efectivamente estás usando la llave que le corresponde a la cerradura, entonces el problema sea por falta de lubricación en ésta. ¿Sientes que está muy rígido como para darle vuelta a la llave? Solo vas a necesitar lubricar el sistema para facilitar la apertura de la chapa.

Recuerda que los profesionales existen por una razón, por lo que si sientes que aún con estos consejos el problema de tus cerraduras es muy complicado, los cerrajeros especializados siempre te podrán ayudar con la instalación, cambio o reparación de chapas.

En My Key contamos con los mejores cerrajeros a domicilio que te pueden ayudar a cualquier hora del día para los servicios de cerrajería que necesites. Contáctanos por medio de Whatsapp o con nuestra aplicación móvil y te atenderemos para hacer tu copia de llaves, apertura de auto, instalación de alarmas y mucho más. 

Leave a comment